Todo sobre la salsa de soja

Hay gastronomías que no se entienden sin las especias que sazonan sus platos. Los condimentos son partes fundamentales de las cocinas y de la cultura. La soja es un ingrediente imprescindible en la cocina nipona. Y es que la gran mayoría de platos típicos japoneses se condimentan con este exquisito aderezo. 

La salsa de soja no es solo un ingrediente en sí misma, también es un ingrediente fundamental para muchas salsas japonesas. La salsa teriyaki, la salsa agridulce o la salsa ponzu comparten la soja como uno de sus ingredientes. De hecho, en MonsterSushi, los nigiris y sashimis de pescado blanco (dorada, lubina, corvina) se sirven con salsa ponzu.

¿Qué es la salsa de soja?

La salsa de soja ha pasado de ser un ingrediente exótico a un elemento habitual en nuestras cocinas. En sus orígenes, este condimento se utilizaba para conversar los alimentos, como si de una salmuera se tratase. La salsa de soja es un condimento que se obtiene de la fermentación de granos de soja mezclados con agua. A continuación, esta pasta se prensa para dar lugar a un líquido, al que se le añade sal. 

Son muchas las maneras que tenemos de consumir soja. Algunos de los más comunes son el edamame, el miso, el tofu o los brotes. La indispensable para acompañar un buen plato de sushi es, como decimos, la salsa de soja.

Pese a que en occidente tenemos la mala costumbre de mojar toda la pieza de sushi en el plato, impregnándola por completo, en el país del sol creciente posiblemente nos mirarían muy mal si nos vieran hacer eso. La salsa únicamente debe tocar la parte del pescado y de manera leve, pues de lo contrario se modifica el sabor de los ingredientes, “estropeando” así todo el plato.

Origen de la salsa de soja

Las habas de soja son unas legumbres que se cultivaban hace siglos en China, Corea y Japón, pues se tenía la creencia de que tenía propiedades medicinales, más allá de las alimenticias. Su uso se extendió de tal manera que incluso ha llegado a nuestras mesas a día de hoy, miles de años más tarde y en un país occidental. (¿Quién se lo iba a decir a los cultivadores de entonces?)

Los altos valores nutricionales de este alimento, la fibra que contiene, el hecho de ser bajo en grasas, no contener colesterol y, por supuesto, su exquisito sabor, hacen de este alimento un must en la cocina japonesa. Además, es apto para todo tipo de dietas, tanto vegetarianas como veganas. 

Propiedades de la salsa de soja

El alto contenido en fibra con el que cuenta la salsa de soja la convierte en un aderezo de lo más interesante. La fibra ayuda a la función gastrointestinal. Además, es una buena fuente de calcio, hierro y magnesio. La salsa de soja contiene ácidos grasos saludables, que ayudan al correcto funcionamiento del aparato circulatorio, pero en baja proporción, por lo que es una buena forma de dar sabor dentro de una dieta baja en grasas. 

En alguna ocasión, si la salsa de soja contiene demasiada sal, ésta puede estropear el sabor de los platos, especialmente el del sushi. Para no saturar el paladar, en MonsterSushi a diferencia de la mayoría de restaurantes japoneses, utilizamos una soja baja en sal. También disponemos de salsa de soja sin gluten, apta para celíacos. 

Benefíciate de las propiedades de la soja y acompaña tus platos con el condimento predilecto de los japoneses: la salsa de soja. Si todavía no la has probado, ¿a qué estás esperando? Ven a Monster Sushi Barcelona o pide sushi a domicilio con Monster Sushi Delivery y disfruta de su sabor.

 

¿Qué te ha parecido?