Sábado por la noche, un grupo de amigos se reúne después de una dura semana de trabajo. “¿Dónde cenamos?” Ésta es la pregunta por excelencia que se va repitiendo una y otra vez, pues nadie parece tener claro dónde quiere ir. De repente, alguien se ilumina y dice: “¿por qué no vamos a un restaurante japonés?” “¡Sí!” es la respuesta más común. Sin embargo, siempre hay alguien que con voz tímida comenta “no me gusta el sushi”.

no me gusta sushi

Esta pequeña frase suele bajarle el ánimo al resto del grupo, pues ya se había hecho ilusiones de disfrutar de un buen manjar típico de la gastronomía japonesa. Habitualmente, ante esta situación toca volver a empezar y repetir “¿pues dónde cenamos?” eso sí, con menos ganas que al principio. ¿Y si le dijéramos a ese desesperado grupo de amigos que pueden disfrutar todos juntos de un buen restaurante japonés en Barcelona, incluida esa persona a la que (por raro que parezca) no le gusta el sushi?

En Monster Sushi optamos por la variedad, por una cocina única que fusiona lo mejor de la comida japonesa con platos internacionales exquisitos que serán la perdición hasta del más exigente. En nuestro local, situado en Plaza Gala Placidia nº25, ese grupo de amigos podrá disfrutar del mejor sushi de la zona cocinado con productos frescos. ¿Y qué pasa con esa voz tímida? Ensaladas, brochetas de solomillo, empanadillas de pollo, ensaladas exóticas, tataki de atún o de salmón, ceviche, yakisoba, pollo, solomillo, pato… Una gran variedad de platos preparados al detalle a disposición de aquellos a los que no les guste el sushi y, ¿por qué no? de los que también les gusta.

Tras cenar en nuestro restaurante, aquel grupo de amigos que ha perdido tanto tiempo en decidir dónde ir puede disfrutar, además, de postres caseros y unas copas en un ambiente acogedor e íntimo.

¿Estás cansado de no poder deleitarte con una buena cena en un restaurante de comida japonesa porque tienes un amigo que repite constantemente “no me gusta el sushi”? Venid a nuestro restaurante japonés en Barcelona y cambiará esa frase por “¿y si vamos a Monster Sushi?”